diseño web

Posicionamiento Web en Buscadores

Nuestro servicio de SEO (Posicionamiento en Buscadores como Google, Bing y Yahoo) incluye: Posicionamiento Orgánico, On-Page SEO, Off-Page Seo, Creación de Backlinks, Análisis de Palabras Clave, Reportes de Visitas y Posiciones.

Con las altas temperaturas, muchas personas sufren graves problemas de sudoración en muchas zonas de su cuerpo sobretodo en la axilas. Este exceso de sudor es algo incómodo y que la sociedad no ve con buenos ojos, lo que provoca graves problemas de autoestima para la persona que lo padece.

 

axilas

Para terminar con este problema, te enumero una serie de remedios caseros que puedes hacer en tu casa y de una forma muy sencilla.

Desodorante casero

Con este desodorante conseguirás eliminar el sudor y el mal olor de tu piel y la cuidarás de una manera sana. Para elaborarlo vas a necesitar una cucharada de bicarbonato, una cucharada de maicena, 8 cucharadas de aceite de coco y unas gotitas del aroma que prefieras.

Coge un bol y añade el bicarbonato de sodio junto con la maicena y el aceite de coco hasta formar una especie de pasta. Mete el desodorante en la nevera durante unas horas hasta que tenga consistencia. Puedes usar el desodorante casero todos los días y observarás como el exceso de sudor desparece.

Desodorante elaborado con bicarbonato y limón

El bicarbonato de sodio es un excelente remedio casero para evitar la sudoración excesiva en la piel y los malos olores. Vas a necesitar 3 cucharadas de bicarbonato de sodio y unas gotas de limón. Mezcla los dos ingredientes hasta conseguir una especie de pasta.

Aplica en las axilas y deja actuar durante unos 10 minutos. Aclara con un poco de agua tibia y seca con una toalla. Puedes usarlo todos los días sin problemas para evitar el exceso de sudor.

Exfoliar las axilas

Otra manera de terminar con la sudoración excesiva en las axilas y con los malos olores es realizar una exfoliación en la zona. Con ello podrás eliminar las células muertas y regenerar toda la piel evitando olores fuertes y sudor. Para realizar esta exfoliación vas a necesitar jugo de limón, sal de mar y aceite de oliva. Coge un bol y mezcla todos los ingredientes. Una vez consigas una masa homogénea, aplica en las axilas mediante suaves masajes circulares.

Deja actuar durante unos 10 minutos y aclara con un poco de agua tibia. Realiza esta exfoliación dos veces a la semana y en poco tiempo observarás como el sudor y el mal olor desaparecen para siempre.

Si sigues todos estos consejos y remedios caseros podrás decir adiós para siempre a tus problemas de sudor en las axilas.

Posicionamiento WEB | Publicidad Google | Social Media